Otra de los incondicionales en Charamel Gozotegia, ¡está buenísima!

Hay diferentes versiones de la tarta tatin de manzana y habitualmente se elaboran con una masa quebrada, aunque en Charamel Gozotegia la cocinamos de otro modo. Nuestra forma de prepararla es con una base de streuzel de almendra, una crema diplomática (la que utilizamos para las milhojas) y una manzana asada lentamente y caramelizada con aromas y especias de canela, jengibre molido comino,…

Su origen se remonta a Francia, donde dos hermanas, las hermanas Tatin regentaban un hotel. Según cuenta la leyenda, Stèphanie Tatin se confundió en una ocasión al hacer la tarta de manzana puesto que la horneó más de la cuenta. Para disimular la parte más cocinada de las manzanas, le pusieron pasta encima, y fue todo un acierto. Así nació la maravillosa Tarta Tatin.

Tatin de manzana

¿QUIERES PROBARLO? REALIZA TU PEDIDO POR MAIL





Puedes hacer el pedido por mail, indicarnos qué y para cuántas personas te gustaría encargar. Nos ponemos en contacto contigo para aclarar dudas y te avisamos a qué hora puedes pasar a recogerlo y cómo transportarlo de forma segura.

Para elaborar esta tarta es muy importante disponer de un molde de repostería de bordes altos y también es imprescindible controlar el tiempo del horno para que el caramelo no pegue las manzanas al molde. En Charamel Gozotegia nos gusta poner la crema porque hace un contraste fantástico de texturas con el crujiente del streuzel y lo blandito de las manzanas caramelizadas.

Es deliciosa y perfecta para tomar con uno de nuestros cafés.

Tatin de manzana

Pin It on Pinterest